top of page
  • Foto del escritorSo Doodle

¿Qué necesita un perro para ser feliz?

Una de nuestras prioridades es que nuestro perro, un ser sensible que no pide venir a nuestro Hogar sino que somos nosotros quienes elegimos incorporarlo, esté sano y sea feliz. Para ello somos responsables de contemplar las necesidades biológicas tanto como las emocionales y requieren de ciertos cuidados y atenciones que deben ser satisfechos. Su educación es nuestra responsabilidad y es un proceso.


Este cuento de Petit, se ha realizado como material de soporte para un programa escolar. Queremos enseñar a los niños la importancia de los vínculos entre personas y animales y conciencia en la tenencia y convivencia responsable para que sean verdaderos protagonistas en compartir con familiares y amigos lo aprendido mediante actividades experienciales a partir de la lectura del libro.

En las actividades del libro te contamos qué necesita un perro para ser feliz:


Tener una Familia que lo ame y cuide durante toda su vida.

Alimentación correcta y de calidad, siempre agüita fresca a disposición.

Atención veterinaria. Programar visitas frecuentes para realizarle un chequeo

general para encontrar o evitar cualquier afección o anomalía, además de aplicarle las vacunas necesarias y desparasitarlo cuando considere más oportuno.

Perro limpio, perro feliz. Dale un baño a tu peludo cuidando su piel. También es necesario cepillar su cuerpo para sacarle el pelo que va cambiando por la estación o edad, cepillar sus dientes un par de veces por semana. La limpieza de oídos es muy importante, igual que cuidar sus uñas.

Actividad física. El ejercicio es un elemento fundamental. Siempre con correa, y su collar o pretal, con identificación. Paseos, visitas a parques donde pueda olisquear cosas nuevas y enfrentar retos que estimulen su inteligencia, son una manera de darle diversión y enriquecer su vida.

Juegos y diversión. Son perros y necesitan morder y masticar, necesitan juguetes específicos para ese fín. Las actividades de estimulación mental con juguetes interactivos, harán que tu perro queme toda la energía acumulada, en especial si pasa muchas horas dentro de casa, y se mantenga correctamente estimulado pero relajado. Los juegos que te incluyan, fortalecerán el vínculo y mejorarán la convivencia.

Cariño, atención y comunicación, la base de la felicidad, son seres sociales igual que nosotros que necesitan estar con otros seres vivos de su especie u otras. Ellos quieren complacernos pero somos nosotros los que tenemos que aprender SU lenguaje para comprenderlos y ser claros cuando queremos “algo” de ellos.

Educación en positivo. Siempre con paciencia, tiempo y amor. La educación debe incluir también las normas básicas que deberá seguir el perro en el hogar desde el primer día que llega, como qué lugares de la casa, o cosas le están permitidos y qué no. Esta educación debe enfocarse en los hábitos; establecer horarios de paseos, juegos, lugares de reposo y alimentación, adaptación a las rutinas del hogar, entre otros aspectos.


Comportamiento que nuestra convivencia sea agradable depende exclusivamente de nosotros. Es fundamental conocer todo acerca de las necesidades y características de los perros en general y si se elige una raza, de esa raza en particular. Seleccionar al mejor criador o al refugio de perros que esté manejado por personas que amen a los animales pero que también los entiendan para que puedan acompañarnos con responsabilidad en la decisión de la Familia de incorporar un perro. Comprender que cada perro es un individuo único e irrepetible y siempre hay uno que se adapta mejor a nuestro estilo de Vida.

Son los que mejor cuidan nuestros secretos con un perro nunca estamos solos, son nuestros mejores compañeros y confidentes, nunca podremos esconderles nuestros estados de ánimo y siempre pero siempre estarán dispuestos a acompañarnos.


Si te gustó esta nota, te puede interesar "Curiosidades sobre tu perro"

203 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Comments


bottom of page